sábado, 29 de junio de 2019

La Ley del Péndulo




Ha quedado demostrado, miles de veces, de mil y una maneras y en cientos de cosas diferentes, que el ser humano, siempre oscila en los extremos, lo que se denomina la Ley del Péndulo. Nos vamos de un punto al otro opuesto, sin que el intermedio, normalmente tenga protagonismo, ni ubicación. Y eso sabiendo que los extremos nunca son buenos en la vida, sea tanto personal, profesional, social, etc. Dicen que los extremos se tocan y por lo tanto, casi nada positivo suelen traer, sino todo lo contrario. Enumerar y poner ejemplos de esto, llevaria unas cuantas páginas, pero creo que todos sabemos que así es. Lo curioso es que aun sabiendo que los extremismos no son deseables, ni son la mejor opción, seguimos cayendo e incurriendo en ellos, una y otra vez.
Me voy a centrar en el mundo del cine, como suele ser lo habitual en este blog y poner sobre la mesa, como esa Ley del péndulo, esta volviendo a manifestarse en el 7º Arte de forma muy clara.

Me alegra mucho y lo veo necesario y urgente, que se desenmascaren a los abusadores sexuales, sean productores, directores, actores o lo que sea. Pues es vergonzoso y terrible, por lo que muchas mujeres especialmente han tenido que pasar y sufrir, para estar y ganarse la vida como artistas. Aunque hecho de menos los multiples abusos que los menores han sufrido y sufren, incluso con el visto bueno de los padres.



Pero estas denuncias y movimientos como el Me Too (que aplaudo), bajo mi entender han de cuidar que entre medias, no se aproveche la coyuntura para marcar y destruir vidas y carreras a personas que puedan ser inocentes, pues al parecer se esta dando algún que otro caso. Separando bien lo que es y lo que no es. No juzgar, ni calificar a nadie, sin que quede probada su falta o delito. Pues el daño a una persona y a su familia, puede resultar irreparable y eso también es una abuso y acto de mucha crueldad.

Muchas veces he expresado que antes que artistas, somos personas y por ello es fundamental crecer y mejorar como individuos y luego como creadores o artistas. De la misma forma, a mi entender hay que separa la parte personal de la profesional. Todos conocemos grandes genios de diferentes facetas creativas, pero que como personas dejaban mucho que desear y no eran nada ejemplares. Pero no por ello, se han quemado sus libros, cuadros o destruido sus películas, fotografías o esculturas. Ni tampoco han desaparecido de los libros o manuales de arte, de literatura o de las filmotecas. Nos estamos convirtiendo en jueces de pleno derecho ante hechos que muchas veces ni tan siquiera están contrastados adecuadamente. Dejemos que los jueces hagan su trabajo y nosotros el nuestro, que es denunciar si hay que denunciar y esperar a lo que por ley se decrete. Hay que eliminar de la sociedad lo de los juicios paralelos y ser más ecuanimes y respetuosos.




Me alegra también muy mucho, que la mujer ocupe su cuota equilibrada dentro de la industria del cine, con unas condiciones y salarios como los del hombre. Que no sean objetos y floreros de adorno y de morbo. Pero el que ahora, en muchisimas producciones, tengan que ser, si o si las mujeres las protagonistas, aunque no sea la mejor opción para un film concreto o que los dialogos y escenas sean de clara expresión feminista, colocando al hombre de donde la mujer esta saliendo, pues tampoco lo veo lógico y adecuado. Vemos claramente como el péndulo se mueve al lado opuesto.




Si esto no se corrige y se equilibra todo en su justa medida y no de cara a la galería, por que es lo que se lleva y es lo politicamente correcto, al final ese adelanto será en falso y más pronto que tarde la Ley del Péndulo, volverá a actuar y de nuevo al otro extremo. Y así esta sociedad, esta humanidad, casi no progresa, pues se da un paso adelante y dos hacia atrás. Antes estabamos en un extremo y ahora en el otro. Como diriá aquel: "un poquito de por favor"

Los autenticos cambios de fondo y no de forma, vienen con un cambio interno y personal, de una conciencia renovada y con unos valores de peso y bien arraigados, sólo así podremos juntos progresar y avanzar, hombres y mujeres, hacia el mismo objetivo, que no es otro, que el respeto, el amor, la ayuda, la buena compañia, en el buen Ser y en el buen Estar. Donde la Ley del Péndulo se neutralice y se quede en el medio, que es donde se dice esta la virtud.

miércoles, 29 de mayo de 2019

Plataformas





Parece ser que las nuevas plataformas con sus contenidos tanto de series, como películas y documentales, tanto de producción propia como ajena, están para quedarse ¡y de que manera!
Muchos dentro del sector audiovisual, creen que lo que esta sucediendo es un espejismo o burbuja y que más tarde o temprano, este terremoto se calmara o la burbuja se desinflará o al menos se rebajara.

Personalmente creo que el boom, irá a menos, como pasa con todo en la vida, ya que la saturación y el exceso, sea de lo que sea, al final cansa y produce apatía. Se ha comprobado en mil ocasiones, algo que parecia que se iba a comer todo y que haría desaparecer lo que está a su alrededor, al final no ha sido así y habido un equilibrio entre todo.
Cuando apareció la televisión, se decedia que la radio, tenia los días contados. Cuando salio el video, que la tele, se vendría abajo. Que los video clubs, vaciarían las salas de cine. Que las televisiones privadas, se comerián a las públicas, etc. Ahora las plataformas parece que amenazan, al cine tal y como lo tenemos concebido. Pues yo creo que no va a ser así y de hecho a día de hoy, muchas salas de cine, están llenas. A pesar de las muchas suscripciones que hay en las variadas paltaformas.

Todo puede convivir de forma armoniosa y cada una ocupar su lugar y su segmento. La experiencia de ver una película en el cine, es inigualable, a ver una pelicula en casa, por muy buen equipo que tengas. Además del hecho de salir, relacionarte, tomar algo antes o después...

Las plataformas democratizan el sector, pues hay muchisimas peliculas que no llegán a los cines o están un tiempo muy reducido, por la avalancha de estrenos y las escasas salas de cine que hay en muchas ciudades y pueblos y que de esta manera tenemos la opción de poderlas disfrutar o al menos visionar, a través de una pantalla de televisión, tablet o de ordenador. Además del ahorro económico que resulta el quedarse en casa. Sólo el precio de una entrada, tienes pagada la suscripción por un mes.

La cuestión principal, es que las películas tangan recorrido en las salas de cine, de forma paralela en las plataformas. Que quien pueda y quiera disfrutar de una película en el cine, pueda hacerlo y quien desee verla on line, también le sea posible. Y que a la hora de los certamenes, festivales y premios, no se margine a ninguna, las haya producido quien las haya producido.

Luego está el tema de las producciones que muchas de estas plataformas realizan ellas mismas. Revitalizando la industria y el negocio del cine, dando trabajo a mucha gente, actores, actrices, directores, técnicos y un largo etcetera. Algo que es como el maná en un sector muy pobre de producciones. Fuerón las televisiones privadas hace unos años, las que empezarón a revivir la producción audiovisual y que ahora ha explotado con las nuevas plataformas.

Yo las aconsejaria que no matarán ni quemarán, a la gallina de los huevos de oro y que equilibrarán sus producciones y supierán elegir bien y con conciencia, las que dan luz verde, para su realización.

Quiero terminar, aplaudiendo a una plataforma 100% española, levantada y desarrollada por el productor Enrique Cerezo, que es FlixOlé. Donde casi todo su catálogo es cine español, desde su origen, hasta nuestros días. Con un coste muy ajustado y una calidad de imagen y sonido, algo increibles. Donde el trabajo de restauración y puesta al día, es digna de aplauso y de felicitaciones.






lunes, 29 de abril de 2019

La hoguera de las vanidades y demás


No termino de entender, el motivo de tantas fiestas y celebraciones en el mundo del cine especialmente, salvo que sea por dar rienda suelta y alimento a la vanidad, el orgullo, el exhibicionismo, en una palabra al ego.
Si es esta la razón, pues como en otros muchos aspectos de dicho sector, habría que revisarlo y reflexionar sobre ello. Pues mucha gente, espectadores y público en general, tanta ostentación, fiesta y kilos de vanidades, les aparta y aleja de nuestro cine y de quienes lo conforman.
Si los cómicos de antaño, levantarán la cabeza y vierán lo que se hace en su profesión, como mínimo se caerian de espaldas y posiblemente un sentimiento de verguenza ajena y de rubor les inundaria.
En ninguna otra profesión o sector, se ve algo similar y en muchas de ellas, seguramente tendrián más motivos y razones para hacer celebraciones, premios, etc. como pueden ser los inventores, investigadores, sanitarios, educadores, voluntarios, bomberos, policia, etc. En cambio nada se sabe de ellos, pasan inadvertidos, no aparecen en los medios, premios ninguno, etc.


Dijo en cierta ocasión, Alex de la Iglesia, cuando era presidente de la Academia y en uno de los certamenes de los Goya, que habia que tener más humildad en la profesión, pues entre otras cosas no se salvaban vidas, como hacen los cirujanos en un quirófano. Pero me temo que se quedo en unas bonitas palabras y poco más.
Es cierto que hay mucha gente de la profesión, que no acude a ninguna fiesta e incluso se niega a recoger premios, algo ejemplar y loable, pero en otros muchos casos el postureo y la vanidad, se lleva como bandera.
Encima, es un mal ejemplo para aquellos y aquellas que quieren dedicarse a ese oficio, pues se les llenan los ojos de alfombras rojas, premios, fotos, fiestas, vestidos, joyas, fama... Cuando en verdad no es así. Por esa razón, muchos y muchas se desilusionan, si pasa el tiempo y no están en un photocall, festuqui o recogiendo premios.
Hay que dignificar y envolver a esta profesión de humildad, sencillez y autenticidad y no de tanta falsedad, soberbia y vanidad.


 Alcohol, drogas, sexo, desenfreno, etc. suelen ser los componentes de esa hoguera de las vanidades, donde los autenticos valores quedan muy por debajo de las alfombras, sino enterrados en el subsuelo.  Y no me vale que quierán justificarlo con el tema de relacionarse, socializarse y contactar para futuros proyectos, como el de premiar una labor aplaudida y premiada. Hay otras formas y maneras donde se pueden lograr esos objetivos, sin caer en lo que estoy exponiendo. Si hemos de ser sinceros pocos trabajos merecen en verdad un reconocimiento y un aplauso. En los cuales se pueda decir que se esta aportando algo positivo a esta sociedad en la que vivimos, pues de 25 trabajos, sobran dedos de una mano los que se salvan por su valor social, cultural. educativo y de reflexión. El resto mejor sería que se lo hicierán ver y menos aún el pavonearse, presumir y premiar dichos trabajos.


El Arte y por lo tanto el artista creador, es sencillo, humilde, cercano, verdadero y sobre todo consciente de lo que es y de lo que hace. Un artista se hace y crece, desde dentro y en silencio y no desde fuera y con mucho ruido y ya se sabe el resultado de ello: pocas y malas nueces.


martes, 26 de marzo de 2019

El Cine y las emociones

Decir que el Cine y las emociones, son algo que van unidas y que están intimamente relacionadas, no es nada nuevo. Desde su origen, se vió muy claro como las proyecciones de las películas, incluso mudas, producián emociones de todo tipo: risas, tristezas, alegrías, miedos, etc. Por algo al 7º Arte se le denomina en muchas ocasiones como "fábrica de emociones".
Al ser un Arte muy completo, pues hay imagen y sonido, las emociones se disparán, en todas las direcciones, emergiendo muchas de ellas de nuestras vivencias y experiencias que se albergan en nuestro subconsciente.
Ultimamente se han recogido y demostrado (neurociencia) como las películas, actuan no sólo sobre el centro emocional, sino también en el mental. Influyendo en ciertas areas del cerebro y esto provoca ciertos comportamientos, a veces inconscientemente, en nuestras relaciones, en nuestra vida diaria, tanto personal como profesional.
De ahi la gran responsabilidad de los creadores, al realizar sus obras y la de los espectadores al elegir que tipo de película vamos a ver en un momento dado.
Quiero dejar dos ejemplos sobre esto, los cuales son muy recientes. Una es a traves de un tratado o libro de Angeles Wolder, titulado: El reflejo de nuestras emociones, la descodificación de los sentimientos a través del cine y la otra es la nueva película de Pedro Almodovar: Dolor y Gloria.


No voy a desvelar nada de ambas obras, pues aconsejo el leerla y visionarla, pero resumiendo, ambas nos hablan de como el cine puede ser una de las mejores terapias para desbloquear y ordenar nuestro subconsciente, el cual nos limita, nos hace estar dormidos y dominados por todo tipo de programas y experiencias, muchas de ellas traumáticas, que proceden en muchos casos desde la etapa prenatal.
No os perdaís las entrevistas de la autora del libro y del director y su principal protagonista Antonio Banderas, pues desvelan muchos aspectos, de los que aqui os comento.
Pero de la misma forma que el Cine puede ser terapeutico, liberador y sanador, también puede ser lo contrario, es decir enfermizo, desequilibrador y facilitador de más exclavitud tanto mental como emocional. Como decia el famoso periodista deportivo José María García: ¡ojo al dato!

jueves, 28 de febrero de 2019

OSCARS 2019,de 0 a 10: 7

En esta entrada voy hacer un pequeño resumen de lo que me ha parecido la entrega de los diferentes oscars, al menos en las principales categorías de este año.
Como he puesto en el titulo, mi puntuación a la gala en general, de 0 a 10, es un siete, por los motivos siguientes:
-La falta de un o una presentadora con chispa, que dirigiera la gala. Parece increible, que un país con tantos presentadores y cómicos y no haya habido nadie para presentarlos.
-Las actuaciones musicales estuvierón bien, pero con la que me quedo y creo que fue de los mejores momentos de la noche, fue el realizado por Bradley Cooper y Lady Gaga.


-El que la gala fuera más corta de lo habitual, fue bueno, para los que no tenemos el mismo horario de Los Angeles y por lo tanto se pudo dormir un poco más, algo que se agradece.
-No comparto el que se haya otorgado el oscar al mejor actor protagonista a Rami Malek y no a Viggo Mortensen. Y es que a los academicos, les encanta las transfiguraciones. Aparte de que la película no tiene la calidad suficiente para haber sido nominada.
-Tanto Bohemian Rhapsody, como Black Panther e incluso Infiltrado en el KKKlan, por mucho que se enfade su engreido director Spike Lee, que por cierto monto más de una escenita, que estuvo fuera de lugar, no tendrián que haber estado nominadas a la Mejor Película, dejando fuera a otras con más calidad y mérito.
-El que ROMA, se haya llevado tres estatuillas, como mejor pelicula de habla no inglesa, al mejor director (Alfonso Cuarón) y mejor fotografía, me congratula y me alegra, pues creo que es merecido, aunque yo le hubiese dado también al mejor guión original.


-El oscar a Olivia Coldman, creó que es merecido, por su papelón en La Favorita, aunque me queda un sabor agridulce, pues Glenn Close, también se lo merecia.
-El cuanto a los oscars a los mejores actores de reparto, Mahershala Ali y Regina King, lo medio comparto, sobre todo el del actor, además de ser el segundo oscar consecutivo, su papel en Green Book, no es tan sobresaliente, como para llevarse el oscar.
-Sobre GREEN BOOK, aplaudo y felicito a los acedemicos, el que hayan otorgado el oscar a la Mejor Película, a mi favorita, junto a ROMA. Es un film que resulta agradable, entretenido, necesario y deja un sabor de boca maravilloso, una película de las de antes, de la época dorada del cine americano, de los 40 y 50. Un tipo de cine a reivindicar y a seguir apostando por él. Muy en la linea, de la que desde Artistas del Cambio, defendemos y reivindicamos. ¡Enhorabuena!





lunes, 28 de enero de 2019

Nunca es tarde si...

Curiosamente y nada es por casualidad... el que dos actrices, una britanica y otra española, con una larga trayectoria profesional y rondando la cincuentena, este año sea el de su reconocimiento popular, tanto de crítica como de público, por dos películas recientemente estrenadas.

Se trata de OLIVIA COLMAN en la película LA FAVORITA y EVA LLORACH en la película QUIÉN TE CANTARÁ.




La británica ya se ha llevado varios premios, entre ellos el Globo de Oro y la española el Premio Feroz. La primera esta nominada en los Oscar y la segunda a los Goya.

A lo largo de la historía, habido muchas y muchos artistas que con una edad adulta, incluso rozando la tercera edad, han tenido la visibilidad, el reconocimiento y el aplauso a su trabajo. Viviendo, recogiendo y disfrutando una etapa distinta, donde han seguido creciendo, con una valoración y admiración, que no habián tenido hasta ese momento.

Pienso que el que la fama, los premios, etc. lleguén a una edad madura, con años de trabajo y experiencia tanto personal como profesional, es más positivo, que negativo. y como dice el titulo de esta entrada: "más vale un poco tarde que nunca".

Aunque hay que saber gestionar y canalizar adecuadamente, ese subidón y cambio, se tenga la edad que se tenga y suceda como suceda, siempre una madurez ayuda a mantener los pies en el suelo y no perder la cabeza en dos días. Algo que es más fácil que ocurra cuando la fama y el éxito se produce en edades tempranas e inmaduras, como miles de ejemplos que todos conocemos.

Además todo se valora mucho más, pues hay un esfuerzo, una trayectoria, una experiencia de vida, que facilita esa valoración y no perder de vista lo que es y lo que no es. Que hoy estas abajo y de pronto subes, como al revés.

Y por supuesto hay una enseñanza super importante, que nunca hay que rendirse, que nunca hay que tirar la toalla y seguir caminando fiel a tus valores, talentos y decisiones. Cualquier mañana te levantas y ¡magia! ¡algo ha sucedido! ¡algo ha cambiado! y ha sido por tu trabajo, tu determinación y por tu confianza hacia tí y hacia lo que haces.

La vida tanto personal, como profesional, es una carrera de fondo, una maratón de muchos kilometros, que hay que saber llevar y caminar. Los triunfos rápidos, suelen ser efímeros y fugaces, incluso a veces destructivos.

En todos los casos, es muy importante, el acompañamiento de un coach artístico, para no perderse en la tela de araña del éxito y la fama, se forme cuando se forme, pues el riesgo de engancharse a ella y ser devorada por la araña es grande.

Para terminar, quiero felicitar a ambas actrices y desearles los mejor en todos los niveles. Y que lo que les esta pasando en estos momentos de su vida, lo aprovechen para crecer como artistas, pero sobre todo como personas. Y si necesitán ayuda...¡Estoy a su disposición!

lunes, 31 de diciembre de 2018

Lo mejor y peor del 2018

En esta última entrada del año, voy a comentar unas cuantas cosillas significativas, al menos para mi, en referencia, como no, en el mundo del cine.
Empecemos por los errores más importantes como fue el enviar la peli de Campeones a los Oscar y no la de Todos lo saben. Ha sido una oportunidad perdida de optar, despues de varios años al oscar, a la mejor película de habla extranjera. Sin desmerecer la de Campeones, por supuesto, pero de cara a los academicos de Hollywood, las posibilidades de que nominaran a la película de Asghar Farhadi, eran mucho más, al ser un director reconocido y premiado por esas tierras y si sumamos a los protas que son ni más ni menos que Penelope Cruz y Javier Bardem, pues aumentaban aún más la nominación e incluso el Oscar. En fin, algún día aprenderemos...


De todos modos, hubieramos tenido una competidora muy fuerte, de la manos de Alfonso Cuarón, como es la película del año: Roma. Si gana, que espero que si, nos consolaremos, al ser una pelí de habla hispana y por lo tanto cercana a nosotros. Roma, es una obra maestra, en todos los aspectos, tanto de guión, interpretación, arte, dirección, fotografia, etc. Desde la sencillez, más sencilla, es una obra grande y dificilmente olvidable.

 

Dentro de las super producciones americanas, hay una con sello en general y en la dirección en particular, que es la última de la franquicia de Jurassic World, con J.A. Bayona al frente. De hecho ha sido la película más taquillera en España, en este año. Una nueva demostración, de que el entretenimiento no esta reñido con la calidad y con los valores, que deberian de estar impresos en toda obra cinematográfica.

A nivel nacional, me ha defraudado Super López, Tiempo después, Loving Pablo y alguna más que prefiero no recordar...
Espero y deseo, que este inminente 2019, el 7º Arte, se acerque un poco más, pues a eso, a un Arte con mayúsculas, donde la identidad, los valores, la reflexión y la educación consciente en el espectador, sea cada vez más evidente y palpable. ¡Feliz Año de Cine! Gracias.